sábado, 25 de mayo de 2013

Las palabras patrias en la voz

  La palabra "patria" se nos hace enorme de chicos. Orgullosos creemos llevarla en la escarapela que lucimos prendida a nuestra ropa escolar para las fechas festivas, y se agiganta en nuestra mente infantil cuando aprendemos sobre sus próceres, como si de superhéroes se tratara. A medida que crecemos, parece que a fuerza de fogonazos de realidad que caen sobre el techo de nuestros hogares, nos empieza a dar un poco de pudor lucir la escarapela, y se nos van cayendo de las repisas los bustos de esos nobles patriotas a quienes les cantábamos himnos a viva voz en el patio de la escuela bajo la bandera recién izada por la envidiada abanderada de turno. Nos enteramos de sus humanas miserias, que San Martín era masón, mujeriego y le gustaban las mocosas, aunque tuvo los cojones de cruzar los Andes en una camilla, con una úlcera puesta que no le permitía hacerlo a caballo para libertar América; que Sarmiento era un anticlerical vendepatria, pero impulsó la primera Ley de Educación Universal del mundo desde esta tierra; que Belgrano era un nene bien de voz algo aflautada y sospechado por su imagen en los cuadros escolares de afeminado, aunque a mí se me hace que tenía unos huevos tremendos, que le llegaban hasta las botas remendadas que, sin ser militar de carrera, se calzó en nombre de la patria mía. Finalmente, hacemos con ellos como con tantos otros íconos de la infancia, con personajes destacados de nuestra cultura, con papá y mamá, y a veces hasta con nuestra propia autoimagen: los tiramos en el fango del olvido o la devaluación, como la de nuestra moneda, sin volver tal vez nunca a restaurarlos a la condición humana pero grande que merecen en la historia de eso que llamamos patria.
                                                                            
  Por estos días, mi hija menor está preparándose para la fiesta del 25, y ensaya una hermosa canción, un tema compuesto y musicalizado por el versátil y sensible Facundo Saravia, hijo mayor del legendario Chalchalero Juan Carlos Saravia, integrante, en principio, del grupo musical Los Zorzales, que vino a dar un recital en los 80 al salón de actos de mi colegio para el delirio y deleite de todo un secundario de señoritas hambrientas, y luego miembro de Los Chalchaleros mismos. Los argentinos somos muy propensos a descalificar a quienes se destacan, especialmente a nuestros artistas, y no ha faltado quien haya tildado a Facundo y a su padre de conformistas o reaccionistas, de acuerdo a su propia ideología política, sin entender que ambos son hombres del folklore, ni más ni menos.


  Así es como esta canción, en cuya primera lectura puede parecer una simple y sentimentalista exaltación de nuestra argentinidad, es interpretada por su compositor con un dejo casi infantil, como una historia que un padre le cuenta a su hijo, con una inspiradora voz, límpida y masculina que heredó de su tata, y una tonada provinciana, entradora y pegadiza, que mi nena imita a la perfección en ciertos tramos, arrastrando las erres, a pesar de ser de "la capital", sobre una partitura musical deliciosa en matices donde se destaca el rasgueo y punteo de las guitarras criollas. Cuando escuché a mi hija canturreándola por primera vez en casa, paré la oreja ya que me estremeció.

"¡Por fin una en castellano y no las de Selena Gomez o, peor aún, las de Violeta, aunque sea argentina,  pura bosta argentina!", pensé. 

  No pude evitar escuchar el eco de aquella niña que fui y, que cantaba sus himnos liberando su esperanza "con todo el grito en la voz". Mi hija la canta con una dulzura y una elocuencia dignas de ser escuchadas. En el cole le dieron la letra y los acordes en flauta para el gran concierto del lunes al que estamos invitadas todas las familias. Y me propuse aprendérmela de memoria para unirme al coro en primera fila en vez de pasármela detrás de la cámara, sacando fotos y filmando. Deseo participar con mi voz porque quiero compartir el sentimiento aquel y cantar de corazón: "A mi país yo lo quiero de veras...." Pero me cuesta enormemente, por alguna razón que me supera, retenerla en la memoria y no tener que pispiar el machete. Y aún más me cuesta obviar un diálogo interior en el que le agrego opiniones negativas a lo que me canta Facundo: es casi inevitable siendo argentina... Cuestión que, camino al cole y de vuelta a casa toda la semana, la hemos estado ensayando, y siempre hay alguna corrección que hacerle a mi versión. Algo me pasa con lo que el tema genera en mí, con mi reñida argentinidad.


  Es una letra simple y sentida, llena de palabras y frases fuertes de connotación altamente positiva en su contexto, tales como: "país", "bandera", "casa", "color", "paisaje", "niño", "pintando mi sangre", "clara y pura voz", "nacer y morir", "reír", "paz", "libertad", "dar y pedir", "trabajar", "pan", "corazón", "paisanos", "gente", "juntos", "verdad", "crecer", "brindarle una mano a los demás", "vamos". Pero está escrita por un adulto que le hace un reclamo muy concreto y muy maduro a su país, que somos toda su heterogénea y compleja gente, "que aprietan los dientes", y a ese pedido me sumo con bronca, con indignación que raya ya con el hartazgo, con repulsa por tantos excesos de poder e impunidad, con una buena dosis de desazón acumulada por décadas. Décadas ya no sólo perdidas en lugar de ganadas, a pesar de que pretendan imponernos este festejo de los 203 años de aquel 25 de mayo de 1810 como el de "la década ganada", un festejo que les queda grande a esos "todos y todas" que nos gobiernan , tan grande como la patria es grande. Entre tanto chapotean y patinan feo en el fango en el que nos hundimos todos, e intentan tapar patéticamente la mugre que expone el periodismo con el más alto rating de la TV local con "fútbol para todos y todas". El circo que hacen competir ahora con el escandaloso show de tanta guita afanada por jardineros y choferes devenidos ricos en la franja horaria del prime time. "The show must go on", pero nadie va en cana. Es esta frustración mayúscula y alarmante la que me impide aprenderme esta letra, un sabor amargo y viejo como mis viejos, de décadas malogradas. Entonces me resuenan las palabras que Saravia también incluye: "mentira", "turbia", "dolor", "ambición", "egoísmo", "maldad", "duro progresar", "engañar", "el tiempo se nos va a acabar", "dejar de lado el singular"... ¡Que difícil se me hace creerlo posible aunque lo necesite tanto!  Se me hace un nudo en la garganta, se me congela la voz y no puedo seguir.



  Patria para mí es un menjunje exquisito de colores, sabores, olores, sonidos y texturas propias e inconfundibles: es el celeste y blanco del cielo, el gris plomizo del río y del humo que exudan los caños de escape bochornosos de los bondis, el verde del Atlántico argentino, el multicolor tornasolado y mágico de sus soberbias montañas, valles, cataratas, glaciares y quebradas que han visto mis ojos y a Dios agradezco por eso. Patria es mi casa y todas las que habité, son los ojos y la mirada de mis seres queridos, vivos y muertos, sus manos laboriosas, sus voces, sus decires, sus besos, sus abrazos, sus risas y sus lágrimas. Patria son los churros con chocolate del desayuno de hoy, los pastelitos y la factura que le siguen con el mate, las empanadas y el locro que nos vamos a comer de almuerzo en familia, regado con tinto del mejor, y de postre las natillas de mis abuelas, el olor de sus cocinas con ollas humeantes y el de su piel, siempre limpia. Es el jardín de mi casa paterna y la calle en la que jugaba a la rayuela, al elástico, al poliladron, al ring raje, los árboles y las casas abandonadas y tomadas por mi barra, el tobogán de la plaza donde rasgué más de un pantalón y me raspé las rodillas, como le pasa a mi hija hoy. Es el mundial 78 con sus papelitos al viento y los cornetazos de algarabaría que tapaban otros sórdidos ruidos. Patria son Las Malvinas Argentinas robadas y perdidas en una guerra declarada por un milico borracho. Es Argentina campeón en el 86 otra vez, es Maradona, el futbolista feroz, metiéndole el gol del siglo, el de la mano de Dios, a los ingleses, que en alguna otra histórica oportunidad supimos sacar cagando aceite. Patria es haber descubierto a María Elena Walsh, Alfonsina Storni, Borges, Sábato, Cortázar, Quino, Fontanarrosa, Favaloro, Soldi, Quinquela Martín, Discépolo en la voz de Julio Sosa, Fangio, Les Luthiers, y tantos más que quedan en el tintero. Patria soy yoPatria es ante todo la que me llena la panza cuando tengo hambre  y obtengo a fuerza de trabajo digno, y es la que me da la libertad de expresar mis ideas y mis ideales sin tildarme de anti nada. Patria es la que debería permitirme desplegar mis alas y no bajarme de un ondazo en pleno vuelo. Patria son los míos, somos todos nosotros, los millones de argentinos anónimos, decentes y laburantes que quisiéramos aprendernos esta letra de memoria, pero no hay caso, no nos termina de salir bien. Se las dejo en mi voz y en la de mi hija a pedido de algunas chicas españolas amigas de la casa que quieren escuchar nuestra tonada porteña y argentina, que aquí cantamos y compartimos en una nueva voz que brota de mi garganta, aunque como siempre y más que nunca hoy es...


"Una canción de aquí" de Facundo Saravia 
a capela por madre e hija


A boca de jarro

49 comentarios:

  1. Bueno, El comentario que según estaba leyendo crecía, ya lo agregaste tú en el último párrafo; así que poco más tengo que añadir. No obstante hay algunos poemas que definen magistral mentge la patria: cualquier patría. Aquí te dejo la canción del pirata, que es uno de ellos.

    Con diez cañones por banda
    viento en popa a toda vela
    no corta el mar sino vuela
    un velero bergantín.

    Bajel pirata que llaman
    por su bravuura el temido
    en todo el mar conocido
    del uno al otro confin.

    La luna en el mar riela,
    en la lona gime el viento
    y alza en blando movimiento
    olas de plata y azul.

    Y va el capitán pirata
    cantando alegre en la popa,
    Asia a un lado, al otro Europa
    y allá, a su frente, Estambul.

    Navega navio mío sin temor,
    que ni navio enenigo
    ni tormenta, ni bonanza,
    tu rumbo a torcer alcanza
    ni a sujetar tu valor.

    Veinte presas
    hemos hecho
    a despecho
    del inglés,
    y han rendido
    sus pendones
    cien naciones
    a tus pies.

    Que es mi barco mi tesoro,
    que es mi Dios la libertad,
    mi ley la fuerza y el viento,
    mi única patria la mar.

    Allá muevan feroz guerra
    ciegos reyes
    por un palmo más de tierra,
    que yo tengo aqui por mío
    cuanto abarca el mar bravío
    a quien nadie impuso leyes.

    Y no hay playa
    sea cualquiera
    ni bandera
    de esplendor
    que no sienta
    mi derecho
    y dé el pecho
    a mi valor.

    Que es mi barco mi tesoro,
    que es mi Dios la libertad,
    mi ley la fuerza y el viento,
    mi única patria la mar.

    A la voz de barco viene
    es de ver
    como vira y se previene
    a todo trapo a escapar
    que yo soy el rey del mar
    y mi furia es de temer.

    En las presas
    yo divido
    lo cogido
    por igual
    sólo quiero
    por riqueza
    la belleza
    sin igual.

    Que es mi barco mi tesoro,
    que es mi Dios la libertad,
    mi ley la fuerza y el viento,
    mi única patria la mar.

    Sentenciado estoy a muerte,
    yo me río
    no mew abandone la suerte
    y al mismo que me condena
    colgaré de alguna antena
    quizas en su propio navío.

    Y si caigo
    ¿Qué es la vida?
    por perdida
    ya la dí
    cuando el yugo
    del esclavo
    como un bravo
    sacudí.

    Que es mi barco mi tesoro,
    que es mi Dios la libertad,
    mi ley la fuerza y el viento,
    mi única patria la mar.

    Son mi musica mejor
    aquilones
    el estrépido y temblor
    de los cables sacudidos,
    del negro mar los bramidos
    y el rugir de mis cañones.

    Y del trueno
    al son violento
    y del viento
    al rebramar
    yo me duermo
    sosegado
    arrullado
    por el mar.

    Que es mi barco mi tesoro,
    que es mi Dios la libertad,
    mi ley la fuerza y el viento,
    mi única patria la mar.


    Un abrazo muy grande.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Muy bello y muy sentido, se bien que así lo sientes, y vale, Manuel!

      A la voz de tu barco viene
      este otro que encontré:

      "Ni siquiera soy polvo" Jorge Luis Borges.

      No quiero ser quien soy. La avara suerte
      me ha deparado el siglo diecisiete,
      el polvo y la rutina de Castilla,
      las cosas repetidas, la mañana
      que, prometiendo el hoy, nos da la víspera,
      la plática del cura y del barbero,
      la soledad que va dejando el tiempo
      y una vaga sobrina analfabeta.
      Soy hombre entrado en años. Una página
      casual me reveló no usadas voces
      que me buscaban, Amadís y Urganda.
      Vendí mis tierras y compré los libros
      que historian cabalmente las empresas:
      el Grial, que recogió la sangre humana
      que el Hijo derramó para salvarnos,
      el ídolo de oro de Mahoma,
      los hierros, las almenas, las banderas
      y las operaciones de la magia.
      Cristianos caballeros recorrían
      los reinos de la tierra, vindicando
      el honor ultrajado o imponiendo
      justicia con los filos de la espada.
      Quiera Dios que un enviado restituya
      a nuestro tiempo ese ejercicio noble.
      Mis sueños lo divisan. Lo he sentido
      a veces en mi triste carne célibe.
      No sé aún su nombre. Yo, Quijano,
      seré ese paladín. Seré mi sueño.
      En esta vieja casa hay una adarga
      antigua y una hoja de Toledo
      y una lanza y los libros verdaderos
      que a mi brazo prometen la victoria.
      ¿A mi brazo? Mi cara (que no he visto)
      no proyecta una cara en el espejo.
      Ni siquiera soy polvo. Soy un sueño
      que entreteje en el sueño y la vigilia
      mi hermano y padre, el capitán Cervantes,
      que militó en los mares de Lepanto
      y supo unos latines y algo de árabe...
      Para que yo pueda soñar al otro
      cuya verde memoria será parte
      de los días del hombre, te suplico:
      mi Dios, mi soñador, sigue soñándome.

      Muchísimas gracias y un abrazo muy grande para tí también.

      Fer

      Eliminar
  2. Yo no sé qué es la patria ni la Patria. Vivo en un país al que no sé si se le pueda dar el nombre de España sin molestar. No tenemos bandera, ni himno, ni creencia patriótica que no pase por la extrema derecha. En España ser español no tiene pedigree. Cuando te oigo hablar de argentinidad y el sentimiento anejo al mismo tan hermoso y complejo me doy cuenta de que el pasado de España es algo tan desolador que ha dejado inservible cualquier sentimiento sensato y orgulloso de la condición de español. Te leo pero no te entiendo porque lo que vivo aquí donde habito es una eclosión de nacionalismo extremo que maldice y se desdice de lo entendido por español. Yo solo sé que no soy nada, que no tengo patria ni Patria. Nada. Disfruta con tu argentinidad. Yo no sé qué es eso.

    Saludos cordiales.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Qué pena, Joselu, qué gran pena! Yo he conocido españoles muy seguros y orgullosos de su hispanidad. No la intelectualizaban, simplemente la sentían, la olían, la saboreaban, la bebían, la cantaban, la bailaban con castañuelas, la vestían, la rezaban... Pero por lo que dices parece estar perdida, tal vez politizada. Maldita sea la política que nos quita esos placeres que nos conectan con la tierra en la que nacimos, con nuestras raíces naturales o adoptadas. Maldito sea el pedigree que desprecia lo amado, lo simple y lo cotidiano, que eso es patria.

      Un beso.

      Fer

      Eliminar
  3. Lo malo de vivir en España es que el termino patria, pais y bandera, se la ha apropiado una parte de la sociedad, quienes no quieren la patria como ellos la quieren tener, son acusados de ir en contra del pais, no se ven como discrepancias politicas, sino como :tu eres patriota o no lo eres, asi de claro. Este deleznable hecho tiene una estupenda repercusión en las autonomías, si ya estábamos cansados de nacionalismo rancio nacional (valga la redundancia) ahora los tenemos autonómicos, con la etiqueta "Somos diferentes", un síntoma que delata su inteligencia, TODOS somos diferentes o el tiene algún gemelo perfecto...
    Demasiadas etiquetas para tan pocas ideas.
    Un saludo, tengo vecinos argentinos y estoy acostumbrado al tono que "os marcais" o a lo mejor el "tono" es el nuestro, da igual..
    Un saludo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Nadie puede apropiarse de tus sentimientos, Temu. Si eres capaz de ver por sobre el lavado de cerebros de las masas y sacar la cabeza por encima, entonces eres un verdadero patriota, porque eso es lo que hacen los grandes próceres a quienes reverenciamos de pequeños y cuestionamos de adultos: ver por encima y más allá de la chata mediocridad la grandeza posible que se puede alcanzar.

      Las pujas entre esas autonomías sobre las cuales me cuentas me apenan, Temu, y se me hacen parecidas a la malsana costumbre argentina de mirar para atrás, que sólo nos divide más de lo que ya estamos y de lo que intentan dividirnos quienes dirigen los rumbos políticos de mi patria hoy. Hace falta grandeza y apertura mental y espiritual para soñar en un patria posible que nos plenifique a todos y que integre la diferencia en lugar de excluirla, pero no abundan líderes que sean capaces de despegarse "del singular" y "brindarle una mano a los demás", de verdad y no por pura demagogia, como dice esta simple canción que llega al alma de mi argentinidad.

      Todos marcamos un tono, y todos los tonos tienen su belleza por su unicidad y singularidad, como sucede con las personas: ¡igual, igual, igual!

      Un beso y gracias, Temu!

      Fer

      Eliminar
  4. Cuando "Patria" es todo, también es nada; porque todo está en cualquier parte y para el que lleva la Patria dentro ( no como un lugar geográfico, sino como el conjunto de costumbres o ideales inculcados desde niño), también la transporta y comparte, allá donde vaya.
    Tres bsazos Fer ...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Te entiendo perfectamente. Tengo un gran amigo argentino, entrerriano el hombre, que se fue a vivir hace unos quince años a Estados Unidos y nos quiso llevar con él en más de una oportunidad, ya que nos ofrecía un buen puesto laboral en su Universidad como profesores a mi esposo y a mí, lo cual incluía vivienda, automóvil, mobiliario completo, seguro médico, la posibilidad de hacer postgrados allí o en otro país y un buen colegio para mis hijos. Fue una decisión muy pensada la que hicimos, no fue fácil decir que no a tamaña oferta, especialmente la primera vez, en plena crisis del 2001, cuando el corralito se comió nuestros ahorros.

      Pero estaba el antecedente de mis abuelos inmigrantes españoles, un caso muy diferente al caso de mi amigo. Mis abuelos se metieron en un barco sabiendo que no podrían volver nunca más, porque no quedaba nada ni nadie entero allí en su tierra. Yo mamé la angustia de ese destierro forzado por las circunstancias históricas, y no me animé a dejar aquí a nuestros padres, nuestros hermanos, y mucho menos a transplantar a nuestros hijos.

      Pablo, que así se llama mi amigo, testigo de nuestra unión matrimonial, un hermano que elegimos, se fue, va y viene, se comunica por Skype, por celu, por mail, pero de todos modos duda, extraña, arrastra su soledad y su sentido de no encajar ya en ningún lado. Su patria es su enorme corazón, su sencillez y bonhomía, su mate, que lleva a todas partes, todo lo rico que cocina en cualquier parte, esté donde esté. Patria para Pablo es Pablo. Lo admiramos por ser capaz de eso, porque hay que ser muy fuerte para ser tú tu propia patria. Y se me hace que tú lo eres también. Por eso te entiendo perfectamente y te admiro, como entiendo y admiro a Pablo, aunque no me creo tan fuerte como para ser mi propia patria en otra parte que no sea aquí.

      Un bsazo para tí, Spa y gracias: les doy un beso a mis dos hijos en tu nombre. Les va a encantar recibir un bsazo de un payaso como tú!!!

      Fer

      Eliminar
  5. Fer me ha emocionado esa canción cantada a capela con tu hija...creo que tiene una letra muy bonita...y cargada de esperanza a pesar de....
    bravo por las dos...estoy segura que serás capaz de cantar a coro en la función, porque seguro que en ese momento te vendrá la memoria...
    En cuanto a la disertación sobre el tema Patria...la puedo subscribir enterita, pero aplicada a mi propio país...el otro día le decía a marido, me entran una ganas de marcharme de toda esta mierda...¿pero dónde?...es como si todo el mundo de repente se hubiese vuelto del revés...corrupción...mala gestión...atropellos...y no encuentro ningún lugar al que irme, como no sea una isla desierta...¿pero que hago allí sin mi gente?...
    creo que la historia, como tu bien recuerdas está cargada de héroes con pies de barro, pero que de alguna manera supieron hacer algo por el país...quizá en los siglos venideros no nos juzguen con tanta crueldad como nos juzgamos ahora...¿quien sabe?...
    Asi sin demasiadas oportunidades de cambiar el mundo, ni siquiera nuestro propio país...lo que toca en este caso es hacer de tu pequeño mundo un lugar donde crecer...tu casa...tu familia...tus amigos...y sobre todo inculcar a nuestros hijos un amor por su país, por su gentes y por sus lugares...y soñar con que alguno de ellos algún día puedan hacer algo más que lo que hicimos nosotros...y mejor...el legado que debemos darle es la esperanza...por que sin esperanza de un mundo mejor, estamos perdidos...
    un abrazo
    PD.me encantan las canciones de Violeta Parra,un rato me explicas porque tienes tan mala opinión de ella...o ¿no lo he entendido bien?...porque en porteño eso de bosta me suena a mierda, como diríamos por aquí...o caca de vaca...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Julia: del todo de acuerdo contigo, ¿a dónde nos podríamos ir? Es un tema... Y la esperanza es otro tema, que no puedo obviar, y que debo alimentar en nombre de mis hijos, porque la veo en sus ojos y la escuchas en su voz, ¿cierto?

      Bosta es mierda de caballo, Julia, pero esta Violeta no es la Parra, no, "ni ahí}", como decimos aquí, "qué va", como dicen allá. Si tocas la palabra "Violeta" en el texto irás directo a youtube a ver un video de la bosta que es Violeta, un personaje creado por Disney pero local. Me has hecho reír con el malentendido ;)

      Un beso grande y gracias por tu frescura y tu sinceridad de siempre!

      Fer

      Eliminar
    2. Fer siempre vengo de vuelta a leer tus respuestas...
      aunque no te escriba de nuevo...
      y ya me entere del mal entendido de Violeta...eso me pasa por no estar al día con las cosas de Disney...jejeje...
      un abrazo

      Eliminar
    3. Gracias por siempre volver, Julia!!!

      No tienes por qué estar enterada de semejante "horterada": esa la aprendí en lo de Luis Antonio hoy por la mañana, me están españolizando ustedes además de educando. Pero el Disney Channel es la "deseducación", aquí acuño palabra, con el permiso de la RAE y con todo el Real Asco Espeluznante que me producen las boludeces que se fuma mi hija del Disney. Pero comprendo que tengo que transigir para que no sea un sapo de otro pozo, un bicho raro entre sus amiguitas...

      Si has visto el video al que hago el link, te habrás dado cuenta de que hay miles de muchachas más talentosas que deberían estar desplegando sus dotes artísticas en ese rol principal, pero esta es la "sobrina de Marcelo Tinelli". Y no digo más, porque ya una vez, por hablar mal de "la Tinellización" de la TV argentina, he tenido problemas en un blog chileno para el que hacía colaboraciones gratuitas y mal agradecidas. Igualmene si te quieres enterar de quién es y qué opino de Marcelo Tinelli, está en mi respuesta al comentario de Marinel más abajo. No puedo no ser "a boca de jarro"...

      Soy sincera, cierto. Fresca, no lo se: soy calentona, quiero decir, de sangre caliente, me ofusco con todo aquello que me genera indignación, Julia, y pagaré por ello con salud, como ya lo he hecho antes, pero está en mi naturaleza y ya no la combato más. Me resulta saludable asumirla y dejarla ser. Me alegro que a tí te refresque.

      Un beso enorme y gracias de verdad!

      Fer

      Eliminar
  6. Creo que ya te habrás dado cuenta Fer, que soy un bicho un poco raro.
    No me es fácil explicar el concepto de patria. La Patria Grande para mí, desde niña, era el mundo, el planeta Tierra. Después estaban las patrias chicas, donde uno vivía. En este caso tenía dos: Italia, donde nací y Argentina, donde crecí.
    Mi familia nunca se integró a este país, entonces la otra patria era la añorada, la única. Mis viejos eran grandes cuando llegaron acá y yo fui una hija tardía y me criaron en esa nostalgia. Apenas me hice de unos mangos viajé a Italia, era muy joven e iba con todas las ganas de quedarme.
    Pero resulté ser una extranjera; por mi pronunciación pensaban que era española. Y pasé un largo período cantando junto a Facundo Cabral "No soy de aquí, ni soy de allá".
    Con el tiempo eso se fue amortiguando y en los viajes que hice al regreso sentía la alegría de volver "a casa", a lo mío, a la gente querida, al barrio, a todo eso que describiste vos tan bien de nuestras costumbres cotidianas.
    Me quedo con eso y también concuerdo bastante con lo que escribió Spaghetti. Tal vez, lo que desde afuera pueda parecer cierto desapego, se deba a que siempre mi verdadera patria, mi lugar en el mundo, mi pertenencia, era el arte, cada una de las expresiones del mismo que intenté cultivar, para descubrir que la definitiva de esas formas es la escritura.
    Pero sí te puedo decir que vivo agradecida a esta patria, al lugar que me brindó y lo que me permitió conseguir.
    Y que me duele profundamente esta década infame que nos toca vivir.
    Un gran bsazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por tu honestidad de siempre, Mirella. Como a Spa, te digo que hay que ser muy fuerte para sentir que la patria es uno mismo, aunque lo entiendo perfectamente y lo admiro. Tu biografía lo explica: es más que elocuente.

      Mis abuelos españoles eran un poco como tus padres: no se integraron del todo porque añoraban todo aquello que habían dejado atrás forzadamente. Otra cosa es tu caso, el de Spa, el de mi amigo Pablo, de quien le comento a Spa. Hoy en día, emigrar no es lo que era para tus padres, y mucho menos aún para mis abuelos gallegos y asturianos. Hoy se puede viajar fácilmente, ir y volver, pasar un tiempo aquí y un poco allá, comunicarse al toque, y sentirse "ciudadano del mundo" porque estamos globalizados, con todo lo bueno y lo malo que este fenómeno líquido conlleva, según Bauman. Se han perdido los anclajes a la la solidez de otros tiempos, y esto no es malo per se: simplemente es un rasgo de de la vida en el siglo XXI.

      Patria es ante todo la que te llena la panza cuando tenés hambre, patria es la que te permite desplegar tus alas de palabras como pájaros y no te baja en pleno vuelo: por eso estoy reñida con mi propia argentinidad, porque hace eso con nuestros sueños, ya hace décadas, y ahora se siente más fuerte por la infamia, bien lo calificás, porque somos adultos y pensantes, y tenemos el derecho y el deber de hacerle reclamos a nuestro país para que nos habilite la posibilidad de ser quienes queremos ser, aquí y en el mundo.

      No me parecés en absoluto un bicho raro. Ayer me contaba mi cuñado, que asistió a una charla dada por un encuestador social y político reconocido, y las encuestas cantan claramente que nuestra generación no está tan enganchada con los "ismos" de otras, que nuestro voto ya no es un voto cautivo, que votamos de acuerdo a nuestros ideales y vamos eligiendo de acuerdo a lo que sentimos que nos representa y lo que esperamos desde el voto que nos permitiría crecer a todos. Por eso políticamente me identifico con los mal llamados "indecisos", que son en verdad los "pensantes", los que hacen una elección a conciencia, cortando boleta, y no suscriben a listas ciegamente por ponerse una camiseta sin cuestionar. Somos cuestionadores y verdaderamente libres pensadores, muchos en número y no bichos raros, según me enteré ayer de boca de un experto en el tema de quien me hablaron. Se aprende mucho escuchando, realmente escuchando, cosa que nos resulta sumamente difícil en general a los argentinos, Mirella. Ese es otro rasgo de mi argentinidad con el que estoy reñida y sobre el que tengo que trabajar muchísimo yo misma.

      Continúa...

      Eliminar
    2. Si analizás la letra de Cabral, que adoro, encontrás una lista de personas y cosas con las que él se identifica en pertenencia y de allí siente que no es de aquí ni de allá, como yo enumero otra lista por la cual siento que soy de acá, porque no tuve "allá", por diversas razones que ya expliqué en la respuesta a Spa.

      No juzgaría lo de casos como el de ustedes como "desapego" sino como apertura, no me parece poco patriota, en absoluto. Patria ante todo es uno mismo, desde luego que sí. Debería haberlo escrito y estoy a tiempo de enmendar, ya que no tengo editor más que Google y yo misma...

      Ayer me decías que la palabra "ESCRITORA" te queda grande, Concuerdo, sólo si pensamos en que ser escritor/a es ser una Storni, un Borges, un Cortázar, un Shakespeare, un Joyce, un Neruda, etc. La lista no es tan larga. Ahora yo te pregunto: si hacés ricas tortas sin haber hecho ningún curso de repostería y no para vender sino para comer con los tuyos, ¿no sos repostera igualmente? Si te sale bien el pan en una panadería de barrio, ¿no sos panadera? ¿Por qué tenemos que pensar que para ser "escritor/a" sólo hay que ser de los que publican y venden como pan caliente, si muchos de ellos publican y venden escritos mediocres entre algunas obras impresionantes? Pensá en Paulo Coelho, Isabel Allende, Ángeles Mastretta, Alejandro Dolina, etc., etc., etc. ¿Cuántos de sus libros alcanzan la calidad literaria que merece el rótulo de "escritor/a", que llevan porque son un producto comercial además de literario, avalado por los pulpos gigantes del negocio editorial? Pensalo un rato, y decime por qué no puedo llamarlos a algunos de ustedes "escritores", ponelo con minúsculas si te va mejor, simplemente porque escriben muy bien, como llamo repostera a mi hermana porque hace ricas tortas que no vende ni la hacen famosa... Es una idea propia que no deseo imponer, simplemente me parece interesante compartirla con vos, que sos pensante y podés bancarte un debate con altura y civilidad, cosa rara en nuestra argentinidad.

      Pero eso no es ser bicho raro, aunque lamentablemente sea una rareza que no abunda en esta tierra. Eso es ser civilizado y es lo que te permite sentirte ciudadana del mundo de las artes. Me parece fantástico y lo celebro: ¡por algo te sigo!

      Yo también siento mucho dolor que me cierra la garganta y me hace difícil cantar, pero tengo una hija de diez años que me canta llena de esperanza en un futuro promisorio que me cuesta visualizar pero que necesito creer posible.

      Gracias por tanta riqueza compartida acá y allá, en Google+, otra patria que encontramos...

      Un bsazo, sí señora mía!!!

      Fer

      Eliminar
    3. Fer, te agradezco profundamente todo el tiempo y las palabras llenas de comprensión y afecto que me dedicaste en tus respuestas.
      Lo de bicho raro es algo muy mío, porque tengo gustos, costumbres y formas de pensamiento que no encajan demasiado con lo considerado "promedio". Pero ya no me importa. Tampoco encajé en mi familia.
      En cuanto a nombrarme escritora, mi dificultad está en la autoexigencia desmesurada que tengo.
      Para mí empezar a hacer público mis textos fue la mejor terapia en ese aspecto. Recibí elogios y estímulos a raudales, impensados para mí.
      Esa es otra de las cosas por las que estoy infinitamente agradecida. El agradecimiento es una de las pocas virtudes que me reconozco sin ponerme colorada. Creo que todos los días deberíamos agradecer algo, así sea chiquito, como un simple ejercicio. La gratitud eleva el espíritu.
      Esta noche mi agradecimiento va para vos, acompañado con la alegría de haberte conocido.
      Enorme bsazo.

      Eliminar
    4. Me vine al living porque me quedé sin batería en la cama y todos duermen ya, pero yo soy ave nocturna cuando estoy inspirada y cuando encuentro quien me de inspiración, y este es el caso...

      Yo te agradezco profundamente a vos, y te digo que todo este rico intercambio nuestro ya está en mi libreta de apuntes como abono para una próxima y última entrada de mayo dedicada a las palabras. Voy a hacer uso de algunos de estos pensamientos que vos despestaste en mí, y creo que nos va a hacer bien a AMBAS, y a varios más quizás, pensarlo todos juntos en nuestra pequeña gran patria de blogs ;)!

      Yo también estoy feliz de tenerte como amiga, Mirella!

      Enorme bsazo 4 U 2 !!!

      Fer

      Eliminar
  7. Me ha gustado más que nada,la canción a capela de madre e hija,sí,precioso escucharos.

    Sobre la patria...qué quieres qué te diga...
    Yo debo ser apátrida,porque no me siento tan española como para hincharme como un sapo.
    Soy española porque aquí nací y punto. Esto no quiere decir que no ame mi país, claro que sí, pero no me gustan los extremismos, las cosas exacerbadas, lo exagerado a ningún nivel ni a costa de nada.
    Pienso además, que yo no estuve en conquista alguna, no sé por tanto, cómo se desarrolló nada ni sentir esa bravura de la conquista.
    Así que...bueno, es algo así como que no siento que mi España haga nada espectacular por mí ni por ninguno de nosotros los españoles, es tan solo el lugar que el destino eligió para quienes vinimos a ver la luz desde el vientre de mamá.
    Sí...soy rara en muchos aspecto y éste es uno de ellos, pero no me van las batallitas a pesar de que me gustaba mucho la historia, otra rareza mía.

    Ah, y que no te escuche mi hija hablar mal de Violeta, por Diosssss, le chifla la serie y venimos de ballet a toda pastilla para que pueda verla, ya que la hacen a las diez de la noche y ella acaba media hora antes.
    Ja,ja,ja
    Besos y perdona mi opinión, no pretendo molestar a nadie que sienta amor a su patria, es solo que yo soy así y la patria la llevo dentro.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Marinel. Es una grabación casera y salió como salió, pero nos divertimos haciéndola y compartiéndola con amigos y amigas como tú.

      Entiendo tu pensamiento y tu sentir, y hasta cierto punto es compartido ya que hago referencia a "mi reñida argentinidad". A mí tampoco me gustan los extremismos, las cosas exacerbadas, lo exagerado, los "ismos", los blanco-o-negro. Tal vez lo que sucede es que se confunde el sentimiento patrio con todo eso y de allí la sensación de ser apátrida que manifiestas, pero que no he visto en tu espacio, por ejemplo, con cierto compromiso ideológico y político sentido y sincero, que aprecio y admiro y que te hace "española" ante mis ojos.

      A la conquista no se la debería juzgar extemporáneamente en mi opinión. Y una cosa que deberíamos aprender, también en mi humilde parecer, tanto argentinos como españoles, es el sentido de grandeza necesario para dejar el pasado donde pertenece, con todas sus enseñanzas, hacer a un lado las diferencias y sumar la diversidad y la pluralidad, y mirar todos juntos para adelante con un proyecto claro de lo que queremos por patria para todos, cosa, por cierto, sumamente compleja.

      Como a Mirella, te digo que no me resultas ningún bicho raro por lo que sientes, al contrario, me pereces una mujer muy sensata, pero es cierto que no abunda la sensatez, de allí que los sensatos se sientan raros o sapos de otro pozo...

      Yo podría también haber nacido en cualquier otro puerto, pero por algún motivo que estoy empezando a descular ahora, mis abuelos decidieron desembarcar aquí, y de aquí soy, por eso quiero aprenderme "Una canción de aquí" con el corazón, no con la cabeza, pero cuesta horrores, Marinel.

      El comentario de Violeta lo pensé, no lo verbalizo ante mi hija, porque está prendada de ella también y lo entiendo: es la bosta que le dan de comer por Disney Channel, que ven todas sus amigas, y que pesa más que mi opinión al respecto por ahora. Así es que le compro los álbumes de figuritas coleccionadles, los pósters, pins y CDs de Violeta, con los cuales despliega sus talentos artísticos, y me alegra que así lo haga, como lo hacía yo de niña con Rafaella Carra... ¿La conoces a esa italiana simpática? No sería una artista descollante, pero al menos tenía mucho carisma y era buena bailarina. Violeta es Violeta por ser la sobrina de Marcelo Tinelli, un pope de los medios y algo más, presentador, empresario mediático y periodista deportivo argentino, reconocido por muchos como uno de las figuras más prominentes de nuestro medio, aunque para mí es una baratada que nos achata, y me da vergüenza ajena su programa nocturno que sale al aire todos los años por temporadas por la noche, en televisión abierta, y donde presenta minas en bolas bailando el baile del caño o ignotos junto a famosos cantando "por un sueño", entre otros burdos y patéticos despliegues de chatarra televisiva, además de los escándalos grotescos entre los miembros de un jurado lamentable y los participantes del certamen que conduce y que arrasa con los ratings de audiencia más altos de la TV local. Bosta pura, Marinel. Confío en que algún día crezca y vea la bosta que consumió pero cambie de canal y empiece a nutrirse de lo bueno de verdad.

      Nada que perdonar, señora poetisa, todo que compartir y de lo que nutrirse en nuestros intercambios. Yo soy igual de honesta con mis comentarios en tu casa, y se muy bien que no te ofendes.

      Un beso grande como la Argentina grande y muchas gracias!

      Fer

      Eliminar
  8. patria.
    (Del lat. patrĭa).
    1. f. Tierra natal o adoptiva ordenada como nación, a la que se siente ligado el ser humano por vínculos jurídicos, históricos y afectivos.
    2. f. Lugar, ciudad o país en que se ha nacido.


    nación.
    (Del lat. natĭo, -ōnis).
    1. f. Conjunto de los habitantes de un país regido por el mismo gobierno.
    2. f. Territorio de ese país.
    3. f. Conjunto de personas de un mismo origen y que generalmente hablan un mismo idioma y tienen una tradición común.


    país.
    (Del fr. pays).
    1. m. Nación, región, provincia o territorio.


    Hola Fer, recurrí a las definiciones que figuran en el diccionario de la RAE porque, aunque parezca mentira, no tengo muy claros los conceptos. En mi ignorancia yo los utilizo como sinónimos, pero incluso en mi ignorancia siempre sentí que “patria” conlleva sentimiento y la misma definición habla de un aspecto subjetivo “a la que se sienteligado el ser humano por vínculos jurídicos, históricos y afectivos ”, y debe ser por eso que a veces sentimos que estamos en nuestra patria y otras que no.

    Hermosas las dos versiones de la canción, pero yo me quedo con la segunda.

    Besos & abrazos, mujer valiente

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola, Rick! Buenos días de domingo!

      ¡Muy buena tu idea de recurrir primero al mataburros! Yo por burra no lo hice de entrada en la entrada. Gracias por ese riquísimo y esclarecedor aporte de la RAE, que no hace más que reivindicar la subjetividad pura de mi reflexión, amigo argentino.

      Gracias por tu valoración de la versión del tema de Saravia casera, pero la verdad es que a él le sale mejor. A nosotras nos va el corazón y a mí se me va la voz...

      Yo insisto en que no me siento valiente, hermano, simplemente me la juego, harta del "No te metás" tan nuestro también, a pesar de que mis mayores me advierten, desde su experiencia de otras décadas perdidas y no ganadas, que debería tener cuidado y cerrar esta boca de jarro. Pero es más fuerte que yo, qué le voy a hacer. Y sospecho que por eso a mí también se me fueron seguidores y comentadores, y no le puedo jugar al 200... Pero no me importa. ¿Quién me quita lo bailado, y no precisamente en lo de Tinelli?

      Besos y abrazos, querido y entrañable Rick, amigo varón y arrgentino.

      Fer

      Eliminar
  9. Que grande y querida, se me hace hoy la palabra Patria, últimamente pienso que mi patria chica son los libros que leo y disfruto, donde me refugio, donde me exilio en los malos tiempos...
    Un abrazo, Fer, feliz domingo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muy buen refugio los LIBROS, que son PATRIA GRANDE, enorme, atemporal y universal, María, en tiempos de desasosiego en la patria chica aunque grande en el sentir.

      He visto que has estado escribiendo sobre esos exilios, y confieso que no he tenido suficiente tiempo para ir a nutrirme de ellos y comentarlos. Trataré de enmendar tan pronto como pueda, por puro interés y no por cortesía, que conste.

      Gracias por tu aporte, un abrazo y feliz domingo para tí también!

      Fer

      Eliminar
  10. Cómo tu hija y vos tienen esas voces tan hermosas????!!!! divinas ambas! Qué emotivo todo Fer... Todo lo que escribiste me atravesó; pero me encantó la descripción de "tu patria" (final del texto), que es la mía, la de todos: La de la familia, la de lo cotidiano, la de los sueños realizados y los frustrados, la de nuestra infancia. Tu foto de la patria de ayer... hermosa, nostálgica, llena de información y recuerdos para los que fuimos niños en esa época!
    Sigo apostando en mi quehacer cotidiano a construir una patria mejor, a pesar de las miserias humanas que aún emergen de nuestra sociedad y devienen en dirigentes políticos. Sigo creyendo que algún día, esto puede cambiar. Estoy segura que esto depende no de las grandes utopías y luchas sociales, sino de la calidad de "patria individual" que cada uno de los 40millones de argentinos estemos dispuestos a construir intentando ser mejores personas todos los días. Ese es el único gran desafío que tiene potencial transformador.
    Beso grande y gracias por esta entrada!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Lore, de acá a Broadway, sobre todo la nena, ¿eh? ;)!

      Yo también, a pesar de "todos y todas" los que nos descorazonan a diario con sus miserias en las altas esferas del poder -no podrías haber elegido mejor palabra, en este mes que le dediqué entero a la palabra-, a pesar de su enriquecimiento material e ilegítimo, sigo apostando por la patria mía, la nuestra, a los poco más de 40 millones de argentinos que todos los días la peleamos cada uno desde su lugarcito para hacer las cosas bien, que es eso lo que intento resumir en el último párrafo, aunque da para seguir un rato largo.

      GRACIAS SIEMPRE A VOS, LORE QUERIDA!!!

      Un beso enorme!

      Fer

      Eliminar
  11. Felicidades para tu hija y para ti por la canción.
    Se me hace duro comentarte esta entrada porque con los años me he hecho un furibundo antipatriota después de asistir a la permanente guerra de escudos y banderas que asolan y han asolado estas tierras desde la que te escribo. No creo en las patrias aunque respeto profundamente esa visión que tienes de la tuya y que llamándola patria yo prefería llamarla "tu realidad".
    Para no alargarme sobre el tema te voy colocar una de mis primeras entradas en mi blog, en el 2005, que ilustré con un célebre vídeo de tu grupo favorito:
    http://suicidasperezosos.blogspot.com.es/2005/11/la-patria.html
    Muchos besos, Fer.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, amigo Krapp. ¿Qué les pasa a todos los españoles que me vienen con la misma canción? ¿Qué les ha sucedido? Por favor, a ver si tu entrada me lo aclara un poco, ya que los españoles que conocí en mi infancia eran bien diferentes a lo que todos ustedes me vienen pintando. En fin, gustosa iré a leer y a escuchar, especialmente si se trata de mi grupo favorito y de ustedes y lo que sienten con respecto a esa tierra que amo tanto y que deseo ir a recorre para libar de ella y besar su suelo.

      Hablando de música, ¿te apetecería ser nuestro representante artístico en Galicia, para hacer unos mangos? Me puedo acompañar rascando algo la guitarra, y tenemos un amplio repertorio que no sólo incluye folklore argentino, sino además los boleros de Manzanero, en su versión modernosa por Luis Miguel, algo de buen jazz en inglés,imitación Natalie Cole, algo de Porter, como no, de Gershwin, no faltaría Sting, un toque de caipiriña con bossa nova, imitación Gal Costa en portugués, "que eu falo e canto bem", y por qué no alguna que otra zarzuela que debería refrescar, como Luisa Fernanda, obviamente... Escucho ofertas.

      Muchas gracias y nos encontramos en tu club!

      Muchos besos, Krapp.

      Eliminar
    2. Está hecho, paso a ser vuestro General Manager en esta tierra, siempre, claro, que no me tenga que quitar el espejuelo y la bata de doctor en Patafísica. Tenía mis dudas vocacionales pero leyendo lo de la caipirinha el horizonte se me volvió verde y con hielo. No os preocupéis por la pajita de la bebida, eso corre a mi cargo.
      Besos

      Eliminar
    3. Ay, pero qué amable!!! Por la pajita de la caipira... Si yo te dijera lo que significa aquí "la pajita" hoy en día, Krapp, como de hecho la llamaba de chica y la sigo llamando, aunque se ha impuesto un nuevo significado con una connotación más subidita del cual yo de peque, bueno, de más peque, no estaba enterada, estoy segura de que, aún con tu estatura, estructura y vena humorística, te sonrojarías. Pero vamos por "el sorbete" aunque más no sea, con tal de ir a Galicia y cantarle a la vida!

      Te gusta el repertorio? Dime tú, por favor, Doc., que sabes mucho de esto, que me aconsejarías agregar o quitar ahora que has escuchado como grito e imposto la voz al cantar. Me puso nerviosa, ¿puedes creer? Pero no temas, que con una caipira no hay nervios ni pánico escénico que puedan conmigo. Ni te cuento si son dos...

      Besos, pero no muchos hasta que no firmemos contrato y negociemos tu vestimenta, hombre...

      P.D.: Aún estoy esperando por línea privada la respuesta al acertijo sobre mi lugar de residencia, y ahora tendrás que averiguar esto de "la pajita". Me divierto mucho contigo, hombre: me haces muy bien. Te lo agradezco desde el alma mía, que es mi patria primera, sin duda alguna.

      Fer

      Eliminar
    4. Está muy bien el repertorio aunque te veo más cercana a Los Chalchaleros que a Charly García o al malogrado Spinetta. Quizás habría que buscar un adecuado look para el grupo.
      Me temo que en España en términos eróticos/festivos tenemos mucho trabajo hecho. Aquí, como sabrás lo de paja acompañada del verbo echar o echarse es el sinónimo más popular de la masturbación.
      Besos, los necesarios y oportunos.

      Eliminar
    5. Definitivamente, amigo Krapp. De Charly me gustan varios temas: "La hija de la lágrima", "Inconsciente Colectivo" y varias más de su etapa con Sui Generis. Del Flaco Spinetta, me gustan "El anillo del Capitán Beto", "Muchacha ojos de papel", etc. Pero ninguno de los dos me entraron nunca como cantantes. A ellos les dedicaría esta de Gal Costa, que además me excusaría en mi intento de cantar...

      Estamos casi empatados en cuanto a lo erótico (España:5, Argentina:4), aunque acá decimos "hacerse la paja", y "pajero" es también un insulto, cuando en verdad, como dice Gal en este bello tema, muy difícil de cantar bien aunque lo intento, todos sabemos que "isto é muito natural", tanto como desafinar.

      Seguiremos pensando en el look apropiado para todos. Y el lugar bien puede ser tu club o tu otra cosa, la musical, la de la Sinfonía azul: espero que no me cobres el alquiler del local y que ayudes con los detalles técnicos. Tengo que darme una vuelta a ver quién es esa Mollie que no la conozco. ¿Cuándo me dedicas una de las que me gustan? A ver, ponete las pilas, che!!!

      Todos los besos que vengan de tí son necesarios, oportunos, bienvenidos y agradecidos, como los que te mando yo a tí, estoy segura!!!

      Tu amiga Fer.

      Eliminar
  12. Patria, que entendemos hoy por patria???
    No es lo que pudieron sentir mis abuelos, tanto politiqueo lo han convertido en algo para arrojarnos los unos a los otro. Penoso :-(
    Para mi es algo simple, patria es donde me siento bien, me siento ubicada, querida, y donde están aquellos que quiero y acepto tal como son, y ellos a mi. Tan simple como eso Fer, o tan complicado según como quieras verlo.
    Cuando salen todos esos cachorros del antiguo régimen, llenándose la boca de una patria a la que no han tenido reparo en saquear, no tengo suficiente estómago para resistirlo y tengo que cambiar el canal.
    Y lo dejo aquí que no es bueno para mi tensión jeje.
    En la táblet hay algún tipo de archivo que no puedo reproducir, no puedo oir la canción!!! volveré mañana desde el PC que no me lo quiero perder.
    Disfruta compartiendo tiempo con ellos Fer, crecen muy deprisa!!!!
    Me encantaría leer la entrada sobre el miedo a la maternidad de la que me hablabas en tu último comentario. No hay prisa, si vas agobiada de tiempo, puedes anotarlo en la lista de cosas a hacer durante las vacaciones.
    Por cierto, muy marcial en la foto, debes ser todo un carácter jaja.
    Que empieces bien la semana, un petonet,

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Rosa querida. Comprendo que les hayan quitado el gusto por la palabra o el concepto "patria", pero el sentir no te lo puede robar nadie. Aquí han intentado apoderarse del festejo del 25 de mayo quienes tenemos por gobierno, y a mí no me ha hecho mella, que hagan lo que quieran, conmigo no pueden, ni con sus mentiras ni con sus discursos. Lo mío es todo aplicado, es la vida de todos los días, son estos momentos en que río y vuelo con mis hijos que disfruto porque ellos son mi patria, Rosa, claro que sí. Por eso deseo de corazón que lo que dice esta canción se haga cierto para ellos en la tierra donde los traje al mundo, y creo que algo de responsabilidad me va en ello, y es así como la ejerzo.

      Es cierto de la tablet: lo mismo me sucede con mi iPad, no se visualiza ni el video con la canción de Saravia ni lo que subí de goear. Pero mañana nos escucharás: seremos tu música para acompañarte desde FM CASA en tu jornada laboral. A ver si te inspira un poco para arrancar la semana.

      En la foto estoy vestida de granadero, como solían hacernos vestir entonces, pero ya sabes que yo soy "Paz" ;)!

      Tengo varias entradas sobre maternidad y crianza. Buscaré las que crea que puedan resultarte más jugosas y te envío los links encantada para que tengas lectura entre semana!

      Un petonet de fin de domingo!

      Fer

      Eliminar
  13. Justo, en el Ipad hay algunos archivos tipo flashque es como si no existieran. Pero es tan cómodo para leer (o ayer tarde ver el Barça por internet, por cierto un comentarista era argentino y que diferente sonaba la narración jeje) en el sofá o en la cama sin molestar. Pero hoy habéis sido mi postre jeje
    Por cierto, y a cuento de la ensalada de lentejas del otro día, lentejas y garbanzos raramente tienen "efectos secundarios", las legumbre habitualmente MUY peligrosa es la alubia.

    PLAS, PLAS, PLAS, . . . me uno a los bravos y aplausos!!!!!!
    Que gracia, “Seguí vos”. No termino de acostumbrarme a ese tratamiento que aquí seria de lo másss formal y para ti equivale a nuestro “Sigue tu”
    Que bonitas voces, cálidas y dulces y cuando merito tiene cantar a capela y entonar así de bien!!!
    Al final se os escapaba la risa, es lo que pasa cuando se comparten cosas que te hacen feliz.

    A eso me refería Fer, hoy para much@s el sentido de la patria es disfrutar viendo crecer, en todos los aspectos, felices a nuestros hijos, pensando que aún se pueden ilusionar y tener un futuro en esta tierra que nos ha visto nacer y amamos. Sentido y sentimiento que compartimos muchas personas anónimas que cada día nos levantamos dispuestos a la lucha diaria, unos en el trabajo y otros, muchos por desgracia, en la búsqueda de un trabajo que les permita realizarse y vivir!!!!

    Gracias por compartir algo tan bonito y personal, supongo que lo tendrás bien guardado y con copia de seguridad!!! entre los tesoros que acostumbramos a guardar las madres.
    Petonets a ambas y que sigáis disfrutando compartiendo momentos así.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias, Rosa. Me alegra que compartas el sentir, la risa y la alegría ahora también, como has compartido penas y quejas.

      No lo tenía guardado: fue hecho especialmente para la ocasión con la ayuda técnica de mi hijo mayor, claro.

      Feliz lunes, no me olvido de tu pedido y petonets muchos!

      Fer

      Eliminar

  14. Alaaa!! qué bonitas vuestras voces FER jajaja Mmmm tú genial!, pero tu hija, vaya preciosidad tu hija, además jajaja parece muchísimo mayor de lo que supongo es.. y sobre todo ¡¡qué ganas le echáis!! un gusto enoorme escucharos, graaaaacias.

    En este tema mi querida FER, a mi me cambias patria por tierra y te lo firmo todo.

    Para mi patria tiene un componente político del que me siento totalmente ajena. Me gusta muchísimo más decir que mi tierra es España en grande hacia fuera y en pequeño aquí en España mi tierra es el Bierzo ( ya te expliqué que es la región leonesa donde nací) curiosamente no me siento nada de nada castellana ( Léon es Castilla) y sin embrago me siento mucho más gallega que castellana ¿un lío verdad? jajaja a ver si te lo explico mejor.

    Verás, me siento más española fuera de España, aquí Galicia me consideran castellana y gallega en Castilla. En realidad, de corazón más que todo y más que nada, me siento berciana, en el fondo es lo único que me siento de verdad. Me siento orgullosa de ser de allí, presumo de ser berciana, lo suelto siempre que puedo y me dejan jajaja me gusta todo de allí FER. Sus gentes, el paisaje, siento como mío cualquier éxito de un berciano, su fruta sabes más rica para mi que la de ninguna parte, me siento en casa cuando llego, me gusta como huele (aunque ya no huela) pero lo recuerdo en el cerebro, me emociono como una idiota cuando me encuentro aun berciano por el mundo adelante.

    Es algo parecido al mismo orgullo que siento por ser hija de mis padres. Meeencanta la familia en la que nací, tanto como la tierra que disfruté de pequeña con ellos y me hizo amar sobre todo mi padre, que fue el mayor enamorado del Bierzo que he conocido jamás, pero sin poner este amor enfrente o contra nadie, se siente dentro y no excluye a nadie ni a nada. Esa parte de los patriotismos es la que me perece penosa, soy esto pero no aquello, pues mira... yo no soy nada, pero me siento berciana de corazón en grande, un poquito más pequeño medio gallega y su lado sin excluir y solo para fuera, en le extranjero española y además feliz, más que feliz de serlo todo y sin problema alguno.

    Tú, preciosa, eres argentina por todos lados y eso, sin esta entrada se nota en cada letra que escribes, respiras en argentino y ahora que te he escuchado suenas a argentino y no sabes cómo me alegra sentirte así de orgullosa por ello.

    Muuuuchos muuchos besos, FER mi querida boleadora argentina Muaaaakkss!!

    Muy feliz semana bonita.

    ResponderEliminar
  15. Gracias, María. Me ha salido muy gritado, pero es que me puse nerviosa, pensé que sería más fácil. Mi hija, de aquí a Broadway! Y apenas tiene 10 años.

    Respeto tu visión del tema, como la de todos los españoles que han tenido a bien compartirla. Simplemente, permíteme copiar del comentario de un amigo argentino de la casa, Rick, la definición de cada término, porque supongo que por "tierra" quieres decir "país". Fíjate lo que dice la Real Academia Española, ya que resulta esclarecedor:

    patria.
    (Del lat. patrĭa).
    1. f. Tierra natal o adoptiva ordenada como nación, a la que se siente ligado el ser humano por vínculos jurídicos, históricos y afectivos.
    2. f. Lugar, ciudad o país en que se ha nacido.


    nación.
    (Del lat. natĭo, -ōnis).
    1. f. Conjunto de los habitantes de un país regido por el mismo gobierno.
    2. f. Territorio de ese país.
    3. f. Conjunto de personas de un mismo origen y que generalmente hablan un mismo idioma y tienen una tradición común.


    país.
    (Del fr. pays).
    1. m. Nación, región, provincia o territorio.

    (Las negritas son mías)

    Está todo muy emparentado y es una cuestión muy subjetiva y sujeta, es cierto, a la politización. Yo he escrito sobre el sentir, el mismo que tú sientes, porque no caigo en el patrioterismo que se nos intenta imponer.

    Gracias, berciana orgullosa, de una boleadora arrgentina.

    Beso enorme y en un rato paso por tu saco!

    Fer

    ResponderEliminar
  16. Creo que se me ha ido mi comentario al carajo o le di a publicar sin querer, en cualquier caso te vuelvo a dar las gracias por tu compañía y tus palabras.
    Ahora desde el móvil no puedo escucharos pero en cuanto pueda tener el ordenador lo haré, seguro que el Festival salió perfecto y lo pasasteis muy bien.

    Un enorme y cálido abrazo, querida amiga con todo
    mi cariño!!!!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Justo ahora que paró de llover por aquí y salió el sol en mi vida, se ha nublado la tuya, bella Estrella. Así es la vida de todos: un tobogán. Te entiendo, y te seguiré acompañando, haga sol, llueva, truene o granice... "Come rain or come shine..."

      Un abrazazo del alma!!!

      Fer

      Eliminar
  17. A broadway las dos. Si me pongo yo cae el diluvio. Respecto del tema, la educación tiene mucho que ver. Mezclada con la costumbre de cada lugar. De niños nos enseñan tablas de multiplicar, cánticos patriotas y rezos que recitamos con el piloto automático con el paso del tiempo, con la madurez. En otros csos hasta se olvidan.
    Pero hubo un tiempo en que formaban parte de un ilusorio que con los reyes magos conformaban un imaginario colectivo en el que la fe y la razón tienen mucho que ver. Y el tiempo que a todos nos pasa factura.
    Ahora se lleva eso de vivir en la república independiente de tu casa, eslogan de Ikea, fabrica de muebles.
    Extraordinario texto y muy personal interpretación. Un abrazo

    ResponderEliminar
  18. Gracias, amigo querido.

    Tú también cantas muy bien con tu propio Arte y desde tu patria de Artes.

    Un abrazo!

    Fer

    ResponderEliminar
  19. Fernanda:
    Qué hermoso canto a la Patria, yo soy de Brasil, tal vez no pueda sentir lo mismo por la celeste y blanca, pero el sentimiento básico es muy parecido. En mi caso, al vivir desde hace muchos años en un país extranjero, lo vivo con mayor nostalgia, con tus fotos me hiciste recordar las mías, vestido de 'crioulo' detrás de la auriverde.
    A Saravia lo conozco porque una amiga es fanática de él. Bella canción.
    Por cierto, me gustó ver el 200 en los seguidores, me hizo sentir parte de este espacio.
    Un beso enorme.
    HD

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Humberto. La verdad es que lo que más me admira de vos, aparte de tu talento como escritor, es tu dedicación ferviente, tu entrega y compromiso como autor de blog: contestás a toda la lluvia de comentarios que recibís de todas partes, y encima tenés estos gestos tan cálidos de aparecerte en blogs chiquitos, aunque hoy le juego al 200 en la vespertina, para dejar siempre palabras afectuosas, empáticas y de aliento.

      Te lo agradezco profundamente, Dibino!!!

      Yo quiero mucho a Brasil, de verdad, fui muchas veces, tuve un tremendo amor allí que me regaló o melhor buquê de rosas que vi na minha vida, con una tarjeta que me mató. Decía algo así como:

      "Te digam as rosas tudo o que eu queria dizer".

      ¡Un escritor y poeta el tipo! Para mí, con 20 años, era Vinícius nas praias de Floripa...

      Pero no me animé, aunque siempre me quedó la espina de qué habría sido de mí si hubiese agarrado viaje. Tal vez hoy esa sería mi patria por adopción y estaría como vos, llena de saudade pero zambando e bebendo caipira em São Paulo, bajo la auriverde que adoro, excepto cuando la tenemos como rival en una cancha de fútbol, para qué te voy a mentir, hermano.

      Esta es mi casa y mi patria también, y tenés las puertas abiertas para cuando gustes y tengas tiempo de venir, que se nota que no te sobra ;)!

      Mil gracias y un beso enorme para vos también.

      Fer

      Eliminar
  20. Respeto todo lo que nos cuentas sobre la patria y el patriotismo, pero me siento muy distante de esos conceptos anegados de emociones. A veces pienso que mi patria es la tierra que pisan los míos, los más próximos. Sin más. Odio las fronteras y sueño con un mundo en el que no existan. Sin embargo voy a explicarte lo que en algún momento he pensado sobre estos asuntos:

    1.- Patriotismo-patrioterismo: Identificar el grado y la calidad del patriotismo con la frecuencia de uso de las palabras "Patria" o "España", expresadas con pomposidad, o con el tamaño y número de las banderas exhibidas o veneradas no me merece ninguna consideración. A eso le llamo patrioterismo, o sea, exageración, palabrería frívola, fácil , vacía de contenido y con ecos marciales, fuera de contexto, y con resonancias de pasados indeseados. Patriotismo de vivas estentóreas y gestos teatrales. Patriotismo exclusivo de ideologías concretas. Si realmente el patriotismo fuese eso, yo preferiría llamarme apátrida.

    2.- Patriotismo: Es amar a la Patria y desear lo mejor para ella y todos sus componentes. El orgullo por la Patria no se siente porque nos lo marquen consignas. Motivo de orgullo es que en nuestra Patria imperen y se respeten todos los derechos humanos y las leyes que nos hemos dado, la convivencia, la tolerancia, la aceptación de la diferencia, la pluralidad política sin autoritarismos, los principios democráticos, la libertad, la solidaridad sin fronteras, el civismo, los derechos ecológicos, la laicidad del Estado y el valor de la religión, el amor por las lenguas y sus culturas, las banderas por lo que representan, la utilización del diálogo como mejor solución de los conflictos, los éxitos deportivos, etc. Si algún día se llegan a alcanzar estos objetivos en grado satisfactorio habrá motivos sobrados para sentirnos felices y orgullosos de tal condición. Mientras tanto, lo que procede es ser muy prudentes y humildes a la hora de utilizar las palabras "Patria", "España" y "bandera", pues son lugares y símbolo de acogida, de encuentro, de reconciliación sin exclusiones...

    Un abrazo, Fer

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Qué maestro que sos!

      Tus definiciones son mejores que las de la Real Academia Española, mi caballero español. ¿Cómo es que Don Pérez Reverte y sus amigos no te convocan para formar parte de ella? Por favor, compara lo tuyo con la concisión híbrida de la RAE, que tuvo a bien dejarme un amigo argentino de la casa en su comentario:

      patria.
      (Del lat. patrĭa).
      1. f. Tierra natal o adoptiva ordenada como nación, a la que se siente ligado el ser humano por vínculos jurídicos, históricos y afectivos.
      2. f. Lugar, ciudad o país en que se ha nacido.

      nación.
      (Del lat. natĭo, -ōnis).
      1. f. Conjunto de los habitantes de un país regido por el mismo gobierno.
      2. f. Territorio de ese país.
      3. f. Conjunto de personas de un mismo origen y que generalmente hablan un mismo idioma y tienen una tradición común.

      país.
      (Del fr. pays).
      1. m. Nación, región, provincia o territorio.

      Lo tuyo pulveriza a estas definiciones ambiguas y poco jugadas. Lo tuyo es claro como el agua límpida y nutricia que me das a beber en cada una de tus aportaciones y entradas, amigo mío. Es un lujo, un privilegio contar contigo en esta ruta de aprendizaje permanente.

      Y tu conclusión es magistral. Nada que agregar, ni punto, ni coma. Sólo digo "Amén".

      Gracias, mi querido Luis Antonio, por compartir tus saberes con tanta amplitud mental y de corazón y por tu sabia prudencia e inmensa y genuina humildad. Es justamente eso lo que tanto le hace falta a nuestros respectivos países, patrias y al mundo, sin ningún patrioterismo, que, dicho sea de paso, se me hace emparentado al "patoterismo".

      Y me recuerdas un poco al Lennon de "Imagine" en tu apertura: un idealista entrañable que siempre he admirado como te admiro a ti.

      Esto me lo voy a guardar para enseñárselo a mis hijos, sobrinos y alumnos, ¿sabes? Pero daré crédito a la fuente de tanto saber. No me olvidaré nunca de este mes de las palabras y todo lo mucho que me ha dado.

      GRACIAS.

      Un fuerte abrazo.

      Fer

      Eliminar
  21. Fer, vas a tener razón que tu hija lo canta dulce...
    En cuanto al fondo del asunto, he de decir que no vivo tu patria, pero tampoco la mía. Siento que somos del mismo cosmos, por lo tanto me sobran las banderas porque los llantos son los mismos allá que acá.
    Un abrazo (y felicitaciones a las cantantes, sobretodo a ella...sin acritud)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Alson. La felicitaré en tu nombre. No tiene acritud, es cierto. Tiene apenas diez años recién cumplidos...

      Un abrazo.

      Fer

      Eliminar
  22. Hola guapa.
    Antes de nada,agradecerte tu magnífico comentario en mi isla, tu sinceridad y tus consejos.
    A eso vengo y caray, cómo me ha costado llegar!
    Es que me lío yo un tanto con lo de Google +, ya ves...
    Bueno, eres a la única que voy a contestar,porque te lo mereces y porque he sentido el deseo de explicarte el porqué no contesto los comentarios,cosa que hacía siempre hasta que un día descubrí que del poco tiempo que tenía para visitar, aún me quedaba menos si contestaba los amables,amistosos y siempre de agradecer,comentarios que dejaban su huella.
    Es sencilla y llanamente,porque,como verás, no sé ser escueta y eso de extenderse por no saber abreviar,lleva su tiempo.
    Nada me gustaría más que contestar a todas esas personas que tiene la deferencia de depositar sus palabras,sentimientos y opiniones en mis escritos,pero...
    Uysss,chiquilla...no sé decir en una sola frase lo que me trasmiten los escritos de los demás!!!
    Soy así,no tengo remedio. Lo asumo y espero de corazón,que no te sientas ninguneada o dolida porque no lo haga tampoco contigo. Las razones ya las ves.
    :)
    Muchas,pero muchas gracias por esa auténtica poetisa que me has llamado en tu Google +.
    Y oye,que todo lo que digas tú,bien dicho está,ja,ja,ja
    Lo digo por tu comentario en mi eternidad de escrito.
    Eres un sol.
    Besos miles.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias, querida Marinel, por la deferencia de responderme. No era mi intención resultar una pesada ni imponerte nada, y tus razones son más que atendibles. Sigo necesitando aprender mucho, en gerundio, yo también.... Hoy Luis Antonio me regala esta bella lección, que guardo en el espacio de citas que recojo de todos ustedes, que tanto me enseñan:

      “Si lo que vas a decir

      no es más bello que el silencio,

      no lo digas."
      Proverbio árabe.

      Hace unas semanas, me dio otra:

      “El que sabe hacer una cosa,

      la hace.

      El que no sabe, la enseña.”


      Goethe

      Yo intento enseñar lo que no se, es decir, hacer carne ese certero y soberbio proverbio árabe. Desde la realidad de mi jarrito, que ayer tenía 200 seguidores, y hoy se ha arrepentido y marchado uno, de los cuales, en los hechos, solo comentan un valiosísmo puñado. Por ende, para mí la cuestión de contestar los comentarios es manejable y hasta lúdica, pero comprendo que en tu caso el número te excede, y que además el silencio tiene su belleza y su valor como respuesta.

      Lo que sí te digo es que todo lo que digo, Marinel querida, sale del corazón. Soy muy sincera, lo cual muchas veces me juega en contra, y debo a veces morderme la lengua que llevo en esta boda de jarro que Dios me ha dado... Intentaré seguir aprendiendo y creciendo: tengo la inmensa fortuna de contar con excelentes ejemplos y compañer@s de ruta como tú ;)!!!

      GRACIAS!!!

      Un beso enorme, preciosa poetisa mía!

      Fer

      Eliminar

IBSN

IBSN

© de todos los textos: María Fernanda Paz. Todos los derechos reservados.

© de todos los textos: María Fernanda Paz. Todos los derechos reservados.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Vasija de barro

Vasija de barro

"Yo quiero que a mi me entierren
Como a mis antepasados,
En el vientre oscuro y fresco
De una vasija de barro.

Cuando la vida se pierda
Tras una cortina de años,
Vivirán a flor de tiempos
Amores y desengaños.
Arcilla cocida y dura,
Alma de verdes collados,
Barro y sangre de mis hombres,
Sol de mis antepasados.

De ti nací y a ti vuelvo,
Arcilla, vaso de barro,

Con mi muerte vuelvo a ti,
A tu polvo enamorado."