miércoles, 31 de agosto de 2011

Lo correcto de lo incorrecto: para pensar

  

  En el diario La Nación del domingo 28 me encuentro con un pequeño artículo en página 2 del cuerpo principal que me atrae. Se titula:
  
                                               NOTICIAS INCORRECTAS
                                                           La enfermedad 
                                                                mental
                                                              del  poder

  En este breve artículo, escrito por Mariano Donadio, el autor nos invita a pensar, cosa que ya de entrada me gusta, qué hay en común entre Gandhi, Lincoln y Luther King. Tienen unos segundos para intentar adivinar las respuesta antes de leerla si ya no lo han leído: 1, 2, 3, 4, 5, 6, 7, 8, 9, ¡tiempo!

  A ver si adivinaron... No, no es que los tres fueron grandes figuras de poder que enfermaron a los poderosos de turno con sus utópicas ideas y justos reclamos, aunque sería una respuesta válida. No, no es que los tres fueron "super héroes", como contestaría un niño, líderes que rompieron moldes, que abrieron caminos, que se la jugaron y perdieron  hasta lo más valioso que se puede jugar, la propia vida, a manos de asesinos, enfermos mentales, aunque eso también sería válido.

  ¿Saben cúal es la respuesta que da el autor que te hace pensar? 
  La respuesta es:

      "que los tres sufrieron de episodios depresivos y trataron 
           de suicidarse en algún momento de sus vidas."
La depresión según Munch.
                                                         
  Yo no habría imaginado ni adivinado. ¡Qué bueno es aprender algo así! ¡Cómo me gusta lo incorrecto de esta noticia, si es que es correcta! Hasta los más fuertes tienen sus flaquezas, sus debilidades y miserias, y eso los hace aún más valiosos, como los superhéroes, que siempre tienen su talón de aquiles... y  de la enfermedad, siempre se aprende algo, siempre se obtiene algo para dar y legar, siempre se sale fortalecido...

  La depresión según Vincent Van Gogh                                   

  Justo la noche antes de leer ésto, vi una película dirigida y protagonizada por Jodie Foster junto a un genial Mel Gibson, "La doble vida de Walter" también conocida como "Mi otro yo" ("The Beaver" en el original en inglés, es decir "El castor"), que presenta a un hombre que sufre de un desorden mental por una depresión cronificada, y, gracias a la ayuda terapéutica que encuentra en un títere castor, termina siendo un éxito masivo de ventas, pero no encuentra en ese títere la salida a su problema mental: por el contrario, el castor, su títere y alter ego en lo que presumo se diagnosticaría como un trastorno de identidad disociativo, o de personalidad múltiple, lo lleva a tocar fondo, y finalmente recibe la ayuda que necesita, y la comprensión y contención de su familia.


                            Trailer de la película http://youtu.be/nemdiuqjdOc

 Al final de la película, se nos invita a visitar el sitio:   www.takepart.com/the beaver, donde el mensaje principal es:
                                     "You Don't Have to Suffer Alone"
                                ("No hay que sufrir en soledad")
 Y se incentiva al deprimido a hablar de su dolencia con un ser querido, a no aislarse y a buscar ayuda profesional y de grupos de autoayuda.  

  Ahora, volviendo a estos tres grandes de la historia, repasemos biografías:

Mahatma Gandhi: "Una vez conseguida la independencia, Gandhi trató de reformar la sociedad india, apostando por integrar las castas más bajas (los shudrá o ‘esclavos’, los parias o ‘intocables’ y los mlecha o ‘bárbaros’), y por desarrollar las zonas rurales. Desaprobó los conflictos religiosos que siguieron a la independencia de la India, defendiendo a los musulmanes en territorio hindú, siendo asesinado por ello por Nathuram Godse, un fanático integrista indio, el 30 de enero de 1948 a la edad de 78 años. Sus cenizas fueron arrojadas al río Ganges."

Abraham Lincoln: "... fue el decimosexto Presidente de los Estados Unidos y el primero por el Partido Republicano. Como un fuerte oponente de la expansión de la esclavitud en los Estados Unidos, Lincoln ganó la nominación del Partido Republicano en 1860 y fue elegido presidente a finales de ese año. Durante su período, ayudó a preservar los Estados Unidos por la derrota de los secesionistas Estados Confederados de América en la Guerra Civil Estadounidense. Introdujo medidas que dieron como resultado la abolición de la esclavitud, con la emisión de su Proclamación de Emancipación en 1863 y la promoción de la aprobación de la Decimotercera Enmienda a la Constitución en 1865.
Lincoln supervisó estrechamente el resultado de la guerra hasta su fin, en particular la selección de los mejores generales, incluyendo a Ulysses S. Grant. Lincoln movilizó con éxito a la opinión pública a través de su retórica y discursos; su discurso de Gettysburg es sólo un ejemplo de ello. Al finalizar la guerra, Lincoln estableció la reconstrucción, tratando de reunir rápidamente al país a través de una generosa política de reconciliación. Su asesinato en 1865 fue el primer magnicidio en Estados Unidos."

Martin Luther King: "...pastor estadounidense de la iglesia bautista que desarrolló una labor crucial en Estados Unidos al frente del Movimiento por los derechos civiles para los afroamericanos y que, además, participó como activista en numerosas protestas contra la Guerra de Vietnam y la pobreza en general.
Por esa actividad encaminada a terminar con el apartheid estadounidense y la discriminación racial a través de medios no violentos, fue condecorado con el Premio Nobel de la Paz en 1964. Cuatro años después, en una época en que su labor se había orientado especialmente hacia la oposición a la guerra y la lucha contra la pobreza, fue asesinado en Memphis, cuando se preparaba para liderar una manifestación.

( Enlaces a Wikipedia)  http://es.wikipedia.org
  
 Tres grandes de la historia que además fueron asesinados... ¡depresivos peligrosos queriendo cambiar el mundo! ¡Qué loco! ¿No?







  Y el artículo informa que, si bien los biógrafos han empleado a estos líderes para ilustrar virtudes tales como "la voluntad inquebrantable" y la "superación de obstáculos", un profesor de Psiquiatría llamado Nassir Ghaemi, de la universidad de Tufts, "cree que la locura de los líderes no es un obstáculo, sino la fuente de su poder." Este psiquiatra escribió un libro titulado: "Una locura de primer nivel: Descubriendo los vínculos entre el liderazgo y la enfermedad mental", Penguin Books, 2011.  Explica que: "la locura es una buena guía para los momentos de crisis.(...) en tiempos tranquilos , las personas equilibradas pueden ser buenos dirigentes; pero, en los difíciles, la depresión sabe desenmascarar las ilusiones positivas y detectar peligros reales."

 Habrá que leer el libro y considerar si este profesor de una de las veinte universidades más prestigiosas del país del norte, según la clasificación de 2008 de U.S. News & World Report, le erró al diagnóstico o tiene algo de cordura en sus argumentos, ¿no?

  Finalmente, el autor del breve artículo de La Nación me arranca una sonrisa cuando concluye: 

"Neuróticos somos todos, decía Freud. (...) tenemos derecho de elegir, en la dificultad, de entre todas las demencias, a aquella que pueda guiarnos."

                                
  ¡Yo quiero líderes diagnosticados postmortem como depresivos que tengan un sueño que me levante el ánimo y me haga creer en un mundo mejor cada vez que evoco sus ideales!



 Extracto del discurso famoso de Martin Luther King "Tengo un sueño"

  "Ustedes son los veteranos del sufrimiento creativo. Continúen trabajando con la convicción de que el sufrimiento que no es merecido, es emancipador.

Hoy les digo a ustedes, amigos míos, que a pesar de las dificultades del momento, yo aún tengo un sueño. Es un sueño profundamente arraigado en el sueño "americano".
Sueño que un día esta nación se levantará y vivirá el verdadero significado de su credo: "Afirmamos que estas verdades son evidentes: que todos los hombres son creados iguales".
Sueño que un día, en las rojas colinas de Georgia, los hijos de los antiguos esclavos y los hijos de los antiguos dueños de esclavos, se puedan sentar juntos a la mesa de la hermandad.
Sueño que un día, incluso el estado de Misisipí, un estado que se sofoca con el calor de la injusticia y de la opresión, se convertirá en un oasis de libertad y justicia.
Sueño que mis cuatro hijos vivirán un día en un país en el cual no serán juzgados por el color de su piel, sino por los rasgos de su personalidad.

¡Hoy tengo un sueño!
  Sueño que algún día los valles serán cumbres, y las colinas y montañas serán llanos, los sitios más escarpados serán nivelados y los torcidos serán enderezados, y la gloria de Dios será revelada, y se unirá todo el género humano.

  Esta es nuestra esperanza. Esta es la fe con la cual regreso al Sur. Con esta fe podremos esculpir de la montaña de la desesperanza una piedra de esperanza. Con esta fe podremos transformar el sonido discordante de nuestra nación, en una hermosa sinfonía de fraternidad. Con esta fe podremos trabajar juntos, rezar juntos, luchar juntos, ir a la cárcel juntos, defender la libertad juntos, sabiendo que algún día seremos libres."



 Alguien diagnosticado como depresivo por un catedrático de la universidad de Tufts para arreglar al mundo, que está loco, loco, loco, por favor!!!

A boca de jarro

4 comentarios:

  1. Que loco, de lo que se le ocurrió escribir a este hombre!
    Realmente, lo que hace fuertes a los hombres es enfrentar su propia debilidad, sus propias miserias y vencerlas. Es muy facil pelear con otro, que solo esta reflejandome lo que no me gusta de mi mismo.
    Si todos estuvieramos en paz con nosotros mismos, habriamos logrado la paz mundial =)

    ResponderEliminar
  2. Tal cual, Mica!!! Con tal de escribir un libro, etiquetamos de algo a alguien,especialmente si ese alguien ya está muerto, pero que ese alguien sea famoso, ¿eh? Así vendo mucho, y gracias a su fama, me hago famoso yo...¿Estará en paz consigo mismo este señor que publica este libro? Igual, tendría que leer el libro, pero ahí está hecha la trampa: si querés ver cuánta veracidad hay en el argumento, tenés que comprar...
    Decí que me agarró por el lado del sarcasmo, por el lado humorístico que le encuentra el periodista del diario, más que por la indignación: la vena la dejé el otro día en tu entrada sobre la Sordo, a la que ya le compré un libro... Es linda, simpática, sale por la tele, habla mi idioma, y me dice cómo tengo que tratar a mi hijo que está estrenando la adolescencia, cosa que me llena de inseguridad. ¿Qué hago? Compro y veo... todos podemos caer,¿ves? ¡Yo no estoy de vuelta de nada!
    ¡Salud, Mica,aunque a vos creo que te sobra, sobre todo "salud mental", y gracias por comentar!
    Me encanta que alguien joven e inteligente como vos, alguien que no come vidrio, me acompañe en esto de pensar en voz alta!
    Mil gracias :)!!!
    Fer.

    ResponderEliminar
  3. Hola Fer,
    Creo que siendo muy "normal" (si es que se puede usar ese calificativo), muy cuerdo, racional y estando siempre siempre en la realidad, no se hacen grandes cosas. Siendo un poco "locos" quizás sí. Aunque este escritor lo trata por el lado de "la locura es una buena guía para los momentos de crisis.(...) en tiempos tranquilos , las personas equilibradas pueden ser buenos dirigentes; pero, en los difíciles, la depresión sabe desenmascarar las ilusiones positivas y detectar peligros reales." Qué suerte que a estos hombres la depresión les sirvió para tanto...
    Me hace acordar un poco a una situación personal. Cuando por segunda vez en mi vida hice terapia, yo me había autodiagnosticado ciclotimia! Era cierto que cambiaba de estado de ánimo un poco frecuentemente, pero me hacían preguntas todas orientadas a que yo era casi una bipolar. Entonces me acuerdo que me preguntaron: ¿Y cuando estás en tu fase eufórica hacés más cosas y dormís menos, no? Yo le respondí que cuando estaba bien, vivía más y me arriesgaba más, cuando estaba mal buscaba alternativas nuevas porque todo lo que existía en mi vida me parecía una mierda...
    Así que yo para hacer algo por este mundo, como dice Freud tendría que elegir de las demencias, la bipolaridad. En fin, espero que hayas entendido algo, jaja!!

    Tenés que comentar algo del libro de Pilar Sordo, je!

    Te mando un besote.

    ResponderEliminar
  4. Te entiendo y te agradezco el riquísimo aporte autobiográfico, Gi. Y yo creo que como Freud dijo "Neuróticos somos todos", nosotras bien podemos decir "Bipolares somos todos" y sobre todo, "todas..."!!! Y de paso volver a insistir: ¡Basta ya de etiquetas psiquiátricas inventadas!"
    La cuestión que plantea el periodista que el domingo me arrancó una sonrisa es qué demencia vamos a elegir para presidente, me parece... esa es bien difícil de elegir...
    Y te prometo que cuando lo termine de leer, comento el libro de Pilar Sordo, que no me cayó tan gorda como a Mica, pero me encantó su postura crítica con sus jóvenes y lúcidos 28 años!
    Beso grande,
    Fer.

    ResponderEliminar

IBSN

IBSN

© de todos los textos: María Fernanda Paz. Todos los derechos reservados.

© de todos los textos: María Fernanda Paz. Todos los derechos reservados.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Vasija de barro

Vasija de barro

"Yo quiero que a mi me entierren
Como a mis antepasados,
En el vientre oscuro y fresco
De una vasija de barro.

Cuando la vida se pierda
Tras una cortina de años,
Vivirán a flor de tiempos
Amores y desengaños.
Arcilla cocida y dura,
Alma de verdes collados,
Barro y sangre de mis hombres,
Sol de mis antepasados.

De ti nací y a ti vuelvo,
Arcilla, vaso de barro,

Con mi muerte vuelvo a ti,
A tu polvo enamorado."