jueves, 9 de febrero de 2017

La que te ama de verdad




Querido mío, mujeres hay de todo tipo:
las hay felinas,
 que jadean, aúllan, ronronean,
gruñen, arañan y hasta patean;
mujeres que, cual aves,
se elevan, aletean y planean.
Hay mujeres unicornio:
con sus alas te cabalgan
y te vuelan los sentidos
- es probable que jamás las hayas visto.

Mujeres hay de sabia lengua,
 silabean, riman, cuentan para componer poemas.
Están las tímidas: languidecen y desaparecen
o se sonrojan y se sofocan.
Están también - y esto es sabido - las trapecistas y equilibristas,
las que al mecerse te estremecen, 
te escalan, te trepan, te hamacan, 
te ombliguean y te marean.
Se sacuden, se menean, se contorsionan,
te cuerpean, te desmayan y ni parpadean.

Hay mujeres que se transpiran y hasta se orinan,
que se adelgazan o bien se ensanchan,
crecen, rejuvenecen, se plenifican, 
se entonan, se estiran, se tonifican,
se potencian, se vengan, se reivindican,
se inmolan, se purgan, se resucitan.
Las que se salvan y te redimen,
las que te atan y te maldicen:
tiemblan, tiritan, se erizan,
se arquean, deliran y vociferan.

Te presienten y así te encienden,
 voraces cómplices, de risa mueren,
te arden, te queman y te refrescan;
paradójicas, histéricas, locas,
te vacían y te colman, te hambrean y te alimentan:
carnívoras, tal vez omnívoras,
te engullen, te mastican, te saborean, te paladean, 
te pican, te cosquillean,
te besan y te envenenan, 
te poseen y así te enloquecen.

Mujeres hay de toda clase,
pero quiero que sepas lo siguiente:
la que de verdad te quiere
es la que llora cuando llega
- tomála en serio, Señor mío,
jamás de una así te burles,
ni se te ocurra subestimarla,
de llanto fácil tildarla.

La mujer para quien
el placer deviene lágrima,
la que al cabo de alcanzar
ese fragor de intimidad y de carnal eternidad
en el que, amantes, los dos se funden
en orgásmica pleamar,
se deshace en pucheros y sollozos
sin poder evitar así rezar:

"Ay, Dios mío, 
que sea yo la primera de los dos
en partir de este mundo,
te lo pido por favor."

...Esa es la que te ama de verdad.





A boca de jarro

34 comentarios:

  1. ¡Vaya! Leerte esta vez ha sido un éxtasis plenipotenciario de sensaciones encontradas.
    Vaya mujeres describes. La mía no es de las que llore, pero es una de esas estupendas féminas que muchos no merecemos.
    Besos amiga.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Un beso grande para ti y otro para esa fémina que no te llora, querido amigo.

      Muchas gracias ;)|

      Fer

      Eliminar
  2. Has descrito muy bien toda clase de mujeres, pero la que te aña de verdad no quiere el mal para ti. Un abrazo

    ResponderEliminar
  3. Exacto, Fer, solo existe amor auténtico cuando se desea el bien del otro incluso por encima del nuestro, su vida antes que nuestra vida sin él.
    Precioso poema, inteligente y profundo, sin miedo a nombrar las emociones. Me ha gustado.
    Un beso enorme

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchísimas gracias. Me alegra mucho que te haya gustado, querida y admirada Isabel.

      Un beso.

      Fer

      Eliminar
  4. Hola Fer...Tus letras como siempre,profundas y bellas,que saben llegar de verdad...Gracias por compartirnos tu inspiración...Y yo? Yo te mando besitos y un gran abrazo amiga bella....!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Otra vez me cuentas más ;)! Muchas gracias por visitar y comentar, querida María.

      Un beso grande!

      Fer

      Eliminar
  5. Yo soy de las trapecistas y equilibristas... sin todo lo que sigue.... y nunca hice la invocación final ¡Qué barbaridad!
    Tan intensa como vos esta reflexión, querida Fer, y me dejó pensando porque sos de poderosas letras llevar.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias por tus amables palabras, querida Egle.

      Un beso grande.

      Fer

      Eliminar
  6. Mi querida Fer, hay tanto de lo que nos dices con esta maravilla de texto, hay tanto en cada una de nosotras que ni nosotras mismas lo sabemos. No nos conocemos del todo hasta que nos enfrentamos con nuestro espejo interior y el reflejo nos sorprende. "La mujer para quien el placer deviene lágrima" esa que consigue que en su pareja "le embargue una extraña plenitud desconocida, un bienestar nuevo que es calma , que es sereno"... Una concatenación como tú solo podrías conseguir. El engarce de lo más profundo y conocido. Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. He quedado conmovida con tu bello comentario, querida Eme: voy a enmarcarlo ;)! Mil gracias.

      Un beso enorme!

      Fer

      Eliminar
  7. Me ha encantado tu poema. Tiene humor y mucho amor y ternura. Por favor, qué cantidad de mujeres puede haber y qué cantidad de cosas pueden hacer.
    Por cierto, ¿qué es hamacar? Ya lo había oído en algún tango creo. es una palabra preciosa.
    Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. "Hamacar" es "columpiar", querida Rosa. Muchas gracias.

      Un beso.

      Fer

      Eliminar
  8. Wow, Fer...menuda exhibición adjetival para definir la inmensa variedad de mujeres que habitan este mundo!!!
    Y qué rítmico te ha quedado el poema con ese final de auténtico amor suavizándolo.
    Mi aplauso sincero.
    Y mis besos!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. He intentado plasmar un texto rítmico, aunque algo caótico, y darle un final anti-clímax para despertar cierta ternura. Valoro tu aplauso, Marinel: ¡muchas gracias!

      Besos.

      Fer

      Eliminar
  9. Muy bonito Fer, ese amor desinteresado en el que prima el bienestar del otro por encima del propio. Muchas mujeres y en una misma también existen muchas.
    Besos

    ResponderEliminar
  10. Preciosas descripciones. Mujeres hay de todas clases. Somos variopintas. Lo que si tenemos en común es que cuando amamos volcamos nuestra alma.
    Un besillo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchísimas gracias por tu visita, María.

      Un beso.

      Fer

      Eliminar
  11. Exhaustiva clasificación de las mujeres. Algunos hombres las clasifican en tres grupos: madres/hijas, las que están buenas y las demás...

    Me encanta la mujer que eliges como ideal, pero la que te hace feliz también tiene mérito, ¿no?

    Abrazos, Fer

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No estoy muy convencida de que exista algo así como "la mujer ideal". Más bien creo que todas tienen su mérito, mi estimado Luis Antonio: es sólo un juego de imágenes sin ánimo de aleccionar.

      Abrazos y gracias.

      Fer

      Eliminar
  12. Muy bueno tu poema. Tratándose de amor, un amigo mío distinque entre mujeres que quieren y mujeres que aman, diferenciando a las primeras por ser un pelín posesivas ya que quieran al otro "para ellas".
    Cuando le cuente todas las clases que tú nos has traído...

    Genial, como siempre.
    Un beso, querida Fer.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Cuéntale a tu amigo, y luego cuéntame a mí lo que te ha dicho, querida Chelo ;)!

      Un beso y mil gracias: ¡que comiences fuerte tu semana!

      Fer

      Eliminar
  13. Me quedé enganchada en tu descripción de la tipología de la mujer. ¡Sencillamente magistral, Fer! Cuánta capacidad de ingenio, observación y buen hacer como poetisa. Es un gusto quedarse atrapada entre letras, y hoy me sucedió con las tuyas. Gracias por este regalo :))

    ¡Un beso enorme y feliz comienzo de semana!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es muy bello lo que me dices, querida y admirada Julia: te lo agradezco mucho, mucho.

      Un beso grande!

      Fer

      Eliminar
  14. Primero aparece el deslumbramiento de esa fantástica enumeración que hacés de modo formidable, casi una vorágine de felicidad. Luego llegás a tocar la fibra masculina con el llanto de placer de la mujer que ama. Y en la estofa en cursiva nos mostrás la grandeza, la ternura, la entrega de la que es capaz esa mujer cabal. Brillante. Me has emocionado.
    Un beso, Fer.
    Ariel

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Que me digas que toco la fibra masculina es un inmenso regalo, querido Ariel De verdad, muchas gracias!!!

      Un beso grande.

      Fer

      Eliminar
  15. Seres humanos complejos, mujeres de todo tipo y condición. Mujeres que caminan a tu lado. Mujeres todo ternura. Pero llorar, solo de alegría.
    Besos, Fer

    Josela

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. También lloro de alegría, cómo no.

      Un beso grande y muchas gracias, Josela!

      Fer

      Eliminar
  16. Madre mía que complicado parece lo de ser mujer y la verdad es que ninguna pasa por la escuela para aprenderlo. Estupenda colección de adjetivos muy colocados, casi parece la Salve.

    Besos trasatlánticos

    ResponderEliminar

IBSN

IBSN

© de todos los textos: María Fernanda Paz. Todos los derechos reservados.

© de todos los textos: María Fernanda Paz. Todos los derechos reservados.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Vasija de barro

Vasija de barro

"Yo quiero que a mi me entierren
Como a mis antepasados,
En el vientre oscuro y fresco
De una vasija de barro.

Cuando la vida se pierda
Tras una cortina de años,
Vivirán a flor de tiempos
Amores y desengaños.
Arcilla cocida y dura,
Alma de verdes collados,
Barro y sangre de mis hombres,
Sol de mis antepasados.

De ti nací y a ti vuelvo,
Arcilla, vaso de barro,

Con mi muerte vuelvo a ti,
A tu polvo enamorado."